jueves, abril 18

Después de 10 años de matrimonio y cuatro hijos, descubrió una verdad reveladora

Una hermosa historia de amor comenzó cuando Seth Megowahora tiene 38 años, se casó con su esposa Crissy Megow cuando tenía 19 años. Fueron juntos a la universidad, allí se enamoraron, tuvieron cuatro hijos y compraron una casa.

Según el sitio Ama lo que importa, La pareja de Valdosta, Georgia, Estados Unidos, vivió años maravillosos: había mucha confianza y se apoyaban mutuamente en los sueños.

Seth, sus hijos y su esposa, en una foto compartida por el hombre.

Pero un día, Seth notó cosas extrañas en su esposa. La duda continuó hasta que un amigo lo llamó por teléfono y le dijo que había visto a su esposa con otro hombre.

Lo que dijo el amigo empezó a tener sentido, ya que su pareja había cambiado todas las contraseñas de sus redes sociales y cuando estaba con él apagaba su celular.

Seth, con sus cuatro hijos.

Pero una noche, Seth descubrió que un hombre le había estado enviando muchos mensajes a su esposa en Facebook. “Dejó abierta su página de Facebook y vi los mensajes. Fue en ese momento que me di cuenta de todo”, comentó el engañado en una entrevista para la revista People. Allí se revelaron varios de los amoríos de la mujer y también una relación que mantuvo con otro hombre durante un año.

Al publicar su historia en el blog Love What Matters, el hombre dijo: «Soy sólo un hombre que estuvo casado con mi mejor amigo durante 10 años y descubrió múltiples aventuras hacia el final de nuestro matrimonio». «Tuvimos ocho años increíbles juntos y dos años de infierno».

Los nacimientos de los cuatro hijos de la pareja.

Seth comentó que se sentía muy mal, porque él también había tenido que trabajar muy duro durante muchos años para mantener a toda la familia. En ese momento, su esposa había decidido no trabajar para poder realizar una maestría.

Al preguntarle a su esposa sobre la infidelidad, ella admitió la situación y le dijo a Seth que era una muy buena persona, pero que ya no quería estar con él.

Los cuatro niños están ahora bajo la custodia de Seth.

El final de la historia fue abrupto: Crissy se fue de casa y dejó a sus cuatro hijos. Stevie, Neela, Titus y Olive ahora están bajo la custodia de su padre.