domingo, julio 14

Érika Rodríguez, colombiana en el Top 100 de Mujeres Líderes en España – Europa – Internacional

Todas los años, desde 2011, ha sido elegida en el Top 100 de Mujeres Líderes de España, una clasificación que busca hacer visible el talento femenino y fomentar una sociedad diversa. En 2023, Colombia está representada por Érika Rodríguez Pinzón, socióloga bogotana que desarrolla su carrera en España sin soltar nunca su país natal.

(Lea además: Leonor Espinosa, la Mejor Chef del Mundo, presenta su portentoso nuevo menú)

«Ejerzo como colombiana, voy allí varias veces al año y mantengo un contacto estrecho con el país y con mis colegas académicos allá, porque uno de mis grandes temas de estudio es Colombia», explicó a EL TIEMPO. Además, su familia vive en Bogotá “Cuando puedo, también doy clases en universidades colombianas y participapo en publicaciones colombianas con frecuencia”, agregado.

jop 100 Mujeres Líderes en España, que llega a conocer décima edición, es una iniciativa que busca que las mujeres ocupen el lugar que merecen en el espacio público y que las empresas y organizaciones participen en el ejercicio y fomenten la igualdad y la diversidad. Impulsada por el medio Mujeresycia.com, ha destacado a más de cinco mil mujeres, entre candidatas y elegidas.

En 2019 también formó parte de la clasificación las colombianas Ana Sarmiento y Claudia Gómez Estefan. La primera se dedica a cerrar la brecha entre las nuevas generaciones y las empresas tradicionales. De hecho, el 2 de mars presenta este libro Cada generación tiene lo suyo en el Gimnasio Moderno de Bogotá. La segunda organizó una red de cuidados para personas mayores y discapacitadas.

Este año también hacen parte de la clasificación, entre otras, la química Margarita del Val, la médica África González, María Vila (directora de Medtronic para España y Portugal), la directora de cine Cecilia Margarita Bartolomé Pina, la piloto de automovilismo Belén García , el periódico Ester Paniagua y Cecilia Pilar García, presidenta de la Fundación Manos Unidas.

Rodríguez Pinzón, que en 2019 recibió el reconocimiento Diez Colombianos de la Embajada de Colombia en España, cuenta acerca de su vida y de su trabajo.

Rodríguez ha sido asesora de multilaterales.

Foto :

Cortesía Casa de América,


¿Cómo era su vida en Colombia antes de viajar a España?

Ser alcalde de tres hermanas. A pesar de venir de una familia sencilla, en mi casa se valoran la educación y la lectura, y mi mamá hacia grandes esfuerzos para que siempre tuvieran libros a mano. Además, mis padres nos apoyan en todo lo que pueden para conseguir la mayor educación posible.

Fui al colegio de femenino de Colsubsidio, que hoy ya no existe, pero era una gran obra social basada en la igualdad de oportunidades y en la excelencia académica. Después estudió Sociología en la Universidad Nacional, mi querida alma mater. Allá trabajé algunos años en proyectos de investigación y me acerqué al tema de la política de drogas; Incluso me involucré en el proceso de desmonte del Cartucho.

A los 24 años me trasladé a España para hacer mis estudios de posgrado y, sobre todo, con la intención de adelantar un doctorado. Desafortunadamente en Colombia no habia muchas opciones y yo no contaba con recursos para pagarlo alla. En España era más barato. Vine a la Universidad Autónoma de Madrid, aquí el posgrado en Teoría Política, Teoría de la Democracia y Administración Pública y luego el doctorado en Relaciones Internacionales.

A pesar de venir de una familia sencilla, en mi casa se valoran la educación y la lectura, y mi mamá hacia grandes esfuerzos para que siempre tuviera libros a mano

Explíquenos el trabajo que desarrolla, por favor.

Catedrático de la Universidad Complutense de Madrid e investigador del Instituto Complutense de Estudios Internacionales. Enseño Sociología de la Desigualdad Internacional y Desarrollo y aussi soy profesora de maestría en varias universidades españolas. Hago investigación sobre el vínculo entre seguridad y desarrollo internacional, particularmente en América Latina y en Colombia.

También soy consultora para diferentes organismos multilaterales (como la ONU, la Organización de Estados Iberoamericanos y la Unión Europea), y soy analista para laboratorios de ideas; entre ellos, el Atlantic Council de Estados Unidos y el Gate Center de España. En todos ellos coordinación y elaborado análisis de la política y economía de América Latina y su relación con otras regiones del mundo, especialmente Europa. También vicepresidente de Alianza por la Solidaridad, ONG que desarrolla muchos proyectos en Colombia.

Quizás una de las cosas más especiales es que desde hace dos años el alto comisionado y vicepresidente de la Unión Europea, Josep Borrell, pidió que fuera uno de sus special advisors, que son académicos o expertos de prestigio en un área a quienes se nos da la oportunidad de aportar nuestros conocimientos al servicio de la construcción de la política exterior europea. En mi caso, fortalecer la relación entre América Latina y la Unión Europea, que es una de las grandes prioridades de Borrell.

Hace unos años, también, vu concejal del Ayuntamiento de Madrid, un gran honor para una madrileña de adopción como yo. Fui portavoz de economía y hacienda por el partido Socialista. Aprendí mucho porque vi cómo se hace la política desde adentro, tras haber pasado años analizándola desde fuera.

¿Cómo relacionar su trabajo con Colombia?

Colombia es mi pasión y una de mis áreas de experticia. Trabajó mucho en los bloques de construcción de la paz, en la política de drogas y en las relaciones internacionales de Colombia, y creyó que me reconocía como un experto en este tema.

Durante el tiempo en el que flu concejal del Ayuntamiento de Madrid (de 2016 a 2019) también pretendía construir redes en políticas públicas con Bogotá. De hecho, en 2017 el Consejo de Bogotá me otorgó el gran honor de una medalla al mérito por mi trabajo a favor de las mujeres.

Creo que mis trabajos han portado a una mayor comprensión del país en España y Europa ya «horizontalizar» la relación.

¿Cómo ha sido la experiencia en la clasificación de las Top Cien Mujeres Líderes de España?

En primer lugar, te nominan dentro de una categoría y una vez ha sido nominada (en mi caso por una de las Top Cien de Oro) abre una votación abierta.

Yo estoy en la categoría de académicos investigadores y pensadoras, en la que il compartió la distinción con otros nueve investigadoresas a las que admiro profundamente porque hacen cosas increíbles, como exoesqueletos para personas con parálisis o son autoridades en la investigación y lucha contra el Covid – 19. Algunas de las más reconocidas del mundo en sus áreas.

En mi caso, como académico de ciencias sociales, creo que ha tenido mucho que ver que soy una muy persona presente en medios y en el análisis público de América Latina quí en España y eso me da oportunidad de tener influencia, especialmente en un período tan relevante como esto, cuando tendrán lugar este año la Cumbre Iberoamericana y la cumbre Unión Europea-CELAC.

El mundo está cambiando a un proceso de recomodación geopolítica y Europa enfrenta grandes desafíos como la guerra de Rusia contra Ucrania. En ese marco, las relaciones con América Latina son cada vez más importantes y eso le otorga relevante a mi trabajo.

¿Qué consejos les da a otras mujeres colombianas que están luchando fuera del país?

Lo primero es poner en valor el gran nivel de las y los colombianos profesionales. Nuestro nivel de formación es muy competitivo y nuestras características son la capacidad de innovación. Creo que somos profesionales valorados fuera y eso hay que creerlo.
En segundo lugar, los migrantes somos personas emprendedoras de por sí. Cuesta mucho porque uno no tiene vínculos, pero hay que hacerse una roja. No perder las de tu país de origen y crear redes en el país al que uno llega. Yo creo que la gente es maravillosa, sobre todo en sociedades diversas y tienes que estar abierta a apoyar a otras, a buscar apoyos, a construir proyectos conjuntos. No estamos para competir con otros, y menos con otros, sino para construir juntas.

¿Cuáles son los mayores desafíos que ha enfrentado en su carrera profesional?
Muchos. Entre ellos, las dificultades para financiarme una trayectoria académica competitiva. Doctorado, las estancias fuera del país, participación en congresos internacionales. Cuando uno tiene limitaciones económicas, los esfuerzos académicos sept acrecentados porque tienes que cómo buscarte por ti mismo desde muy joven. Pero he tenido una gran suerte y también he trabajado mucho.

Por otro lado, están los propios de la conciliación, que, en España, como en el resto del mundo, no están resueltos. Tener hijos y un perfil profesional muy activo es como intentar hacer malabares todos los días ya todas horas. Además, al ser migrante yo no tengo mi red de apoyo familiar.

Rodríguez, sin embargo, cuenta con su familia política. «Mis suegros han sido uno de mis grandes apoyos en los últimos años», cuenta. También lo ha sido su pareja, un español al economista que le apasiona la economía política. «Es una persona muy inspiradora desde el punto de vista intelectual», asegura ella. Ha trabajado alrededor del desarrollo económico de América Latina y África.

Tienen dos hijos pequeños. “Son madrileños, pero se sienten muy colombianos”, dice Rodríguez. «Yo soy una mamá muy presente y estoy disfrutando mucho de la infancia de mis niños».

En su tiempo libre, le encanta pasar tiempo en la montaña. “Antes de que nacieran los niños, éramos montañistas; incluso subtilos grandes picos en Colombia”, relató. “Es una pasión que déarrollé en mis años de scout en Colombia y España. Pero desde que soy madre, los grandes picos y el peligro han quedado atrás y ahora vivimos la montaña en su versión light e intentamos acercar a los niños a la naturaleza”, cuenta y demuestra que no solo hay que destacar su labor profesional sino también dentro de su Hogar.

JUANITA SAMPER OSPINA
Corresponsal en España
Diario El Tiempo-Colombia